ARREGLO MUSICAL

¿qué es esto?

 

Cuantas veces habremos leído u oído las palabras orquestación, instrumentación, arreglo musical, adaptación, transcripción, reducción o alguna más que seguro que me dejo.

Arreglo musical - Arreglos musicales

No lo tengo claro

Después de muchos años haciendo de todo esto, aún no sé el significado real de cada una de estas palabras y cual o cuales poner en los diferentes trabajos que hago.

He leído, he preguntado a algún músico y he intentado averiguar si existe una regla fija o si hay algo preestablecido que diga qué son estos términos y como utilizarlos.

La verdad es que no me han aclarado todas mis dudas pero he descubierto dos cosas; Una, que las personas a las que  he consultado también buscan respuesta a estas preguntas y la otra  es que he averiguado que cada persona tiene su criterio propio a la hora de definirlas o usarlas y que las utilizan de forma muy aleatoria.

Con este articulo voy a dar mi opinión e intentar describir lo que “creo”, y digo creo, que son. Por otro lado me gustaría que en el apartado de los comentarios dierais vuestra opinión y así entre todos nos podemos ir aclarando y aumentar nuestros conocimientos sobre este tema.

El origen de la duda

En el año 2010 recibí el encargo de hacer un pasodoble para banda de música que ya estaba escrito para piano, solamente existía la melodía y el acompañamiento sin más.

A esta melodía y acompañamiento le sumé muchas contra-melodías y adornos de mi propia cosecha. También modifiqué alguna armonía e incluso le cambié la tonalidad para que fuera más brillante y asequible a la banda. Además distribuí y combiné todo el material a los distintos instrumentos de esta formación.

Cuando entregué las partituras al  director de la banda de música leyó que había puesto el nombre del compositor y debajo Arreglo: José Antonio Bellido”. Al instante me preguntó que por qué había puesto arreglo y  me dijo que tenía que haber puesto instrumentación.

Intuí que para él la palabra instrumentación era más importante que la de arreglo y fue cuando empecé a dar vueltas a todo esto.

El compositor

Para que alguien pueda hacer un arreglo musical de cualquier obra, pieza o canción, previamente tiene que existir la composición que se quiere arreglar. Por eso la figura del compositor siempre será anterior a la del arreglista, orquestador etc.

Para mí el término compositor es demasiado general. Igual se le llama compositor a una persona que escribe grandes obras como al que compone pequeñas canciones. Creo  que esto no debería ser así,  no puede tener el mismo valor una cosa que la otra.

Normalmente el que escribe obras sinfónicas, obras para bandas de música u obras para grandes formaciones es compositor (con amplios conocimientos musicales),  arreglador,  orquestador y todo a la vez.

En cambio, el que hace solo melodías con algún acompañamiento armónico, normalmente (no siempre) necesita a una persona experta para que complete su creación.

El arreglo musical

Es habitual ver en programas de conciertos, en partituras, en vídeos etc que debajo del autor de una obra ponga “Arreglo: fulanito de tal”.

Muchas veces cuando miras esas partituras te das cuenta de que simplemente han hecho una copia literal de lo escrito por el compositor y únicamente lo han pasado a otro u otros instrumentos que no están en la partitura original.

Realmente ¿esto es un arreglo musical? ¿Cuantísimos arreglistas hay por el mundo?

En mi opinión el arreglista es el que, a una composición con pocos elementos (melodía- armonía), le hace todo lo demás para que la pieza pueda sonar en condiciones. Tiene que haber muchos componentes inventados por él, contrapuntos, contra-melodías, adornos, variaciones rítmicas, variaciones armónicas y bastantes cosas más.

Por otra parte tiene que saber distribuir todos estos elementos a los diferentes instrumentos del grupo o formación que lo va a tocar. Aquí saldrían a la palestra los términos orquestación o instrumentación y por ende la figura del orquestador.

Orquestación – Instrumentación

A priori estas palabras son las que mejor están definidas.

Orquestación sería repartir todos los elementos musicales combinando los diferentes timbres entre los instrumentos de la orquesta sinfónica.

Instrumentación se le llama a hacer lo mismo pero en otras formaciones con distinto orgánico que el de la orquesta sinfónica, por ejemplo a una banda de música.

En cuanto a la instrumentación existe una confusión porque en principio la instrumentación es el conocimiento de los instrumentos musicales y el estudio de sus posibilidades. Existen muchísimos tratados de instrumentación que escriben sobre ello.

Berlioz lo escribe en su Grand Traité de L´intrumentation et de l´orchestación modernes señala que se debe distinguir entre la instrumentación y la orquestación. Escribe que la instrumentación es un oficio y la orquestación es un arte. La primera se puede decir que es el conocimiento de los diferentes instrumentos y sus posibilidades y la segunda atiende a la unión de unos instrumentos con otros y a saber sacar partido de los diferentes timbres que producen estas fusiones.

También alguna vez  he escuchado en programas de radio sobre música pop  decir “la orquestación de este tema es muy amplia» u algún otro adjetivo. Así que sabemos que no solamente se emplea para la orquesta sinfónica.

¿Por qué cuando hacemos lo mismo en una banda de música se le llama instrumentación? ¿Por qué no le llamamos por ejemplo “bandación” (la verdad es que no suena muy bien) u otro término?

Transcripción, adaptación y reducción

Reducción como su palabra indica, sería reducir una partitura de muchos instrumentos a una de pocos o de un único instrumento. Por ejemplo una obra orquestal reducirla para piano.

Transcripción podía ser pasar una partitura de un instrumento a otro tal como es. También se le llama cuando escribes una partitura que la has cogido de oído. Por ejemplo cuando te cantan una pieza tradicional y la escribes en solfeo.

Igualmente he visto que le llaman transcripción cuando pasan una obra de música clásica de orquesta a banda de música. Existen trabajos relacionados con esto.

La adaptación yo creo que es un poco de todo lo anterior. Adaptar la partitura de un grupo de instrumentos a otro grupo de instrumentos distintos.

Sigo teniendo dudas

A pesar de llevar todo este tiempo planteándome el tema y después de lo que estoy escribiendo en este post sigo teniendo indecisiones de como calificar mis trabajos.

Recientemente he trabajado en un proyecto en el que he tenido que hacer cinco piezas distintas. Cada una ha sido diferente la forma de abordarla y distinto el material que tenía para hacerlo.

  1. De una versión instrumental para banda de música de varios temas de una famosa película, hice una partitura para que un coro a 4 voces cantara a la vez que la banda. A esto lo llamé “adaptación para el coro”. El arreglo ya estaba hecho.
  2. Saqué de oído un arreglo (no encontré ninguna partitura) ya hecho de una canción famosa pop de otra película y la escribí para voz solista y banda de música. Le llamé “Instrumentación y adaptación para banda de música”. Consideré que el arreglo no era mío, lo copié de oído del original.
  3. De una partitura de piano con voz y coro de una jota famosa de zarzuela hice mi propia versión para banda de música, eso sí, siendo fiel a la partitura original sin aportar ningún elemento nuevo. A esto le puse “Instrumentación para banda de música”.
  4. Una canción lírica que tenía la partitura de piano y una versión de audio la escribí para voz y banda. Con la partitura, sacando cosas de oído y otras inventadas por mí la hice y escribí “Arreglo e instrumentación para banda de música”.
  5. De una versión para coro a 4 voces de otra famosa canción hice las partituras para que la banda toque a la vez que el coro. Respetando la melodía y la armonía de la versión coral añadí bastantes elementos nuevos para completarla. Puse “armonización para el coro” a su autor y para mi trabajo “arreglo e instrumentación para banda  de música”.

Esto es solo un ejemplo de las muchas y variadas cosas que se pueden hacer.

No todo es un arreglo musical ¿verdad? ¿A que no hay tantos arreglistas como creemos? ¿Muchos de ellos no serán transcriptores o adaptadores?

Cualquier cosa de estas que se haga tiene su mérito y su dificultad, hay que saber valorarlo, pero también tenemos que saber qué es lo que estamos haciendo y no atribuirnos “títulos” que no nos corresponden.

Así que dicho todo esto me gustaría que dieras tu opinión con algún comentario. Cualquier aportación sirve, lo que estés de acuerdo o en desacuerdo, alguna experiencia, algún ejemplo etc.

Arreglo musical - Arreglos musicales